El poder de las ideas: los esfuerzos cubanos por modelar el debate en Latinoamérica

  • Armando Chaguaceda
  • María Werlau

Resumen

Joseph Nye, quien acuñó el concepto de la post- Guerra Fría de “poder blando”, explicó: “Un país con poder blando puede resultar de tres recursos: su cultura…sus valores políticos…y sus políticas extranjeras…como cualquier forma de poder, puede ser manejado por bien o mal…el poder blando en las manos equivocadas puede tener consecuencias horribles”. Por casi sesenta años, el liderazgo de Cuba ha dedicado recursos masivos y trabajado con determinación, sofisticación y coherencia por distorsionar percepciones y limitar la crítica pública de su sistema autoritario. Como la dictadura más antigua de una región que ha institucionalizado el apoyo de los valores democráticos y de la protección de los derechos humanos dentro del sistema interamericano, las autoridades cubanas han buscado ejercer influencia más allá de sus fronteras en una búsqueda por legitimidad. Emprendiendo tales esfuerzos abiertamente y de forma encubierta a través de un gran y disciplinado ejército de diplomáticos, intelectuales, artistas, espías, agentes, colaboradores y propagandistas. Trabajando en sintonía dentro del aparato de inteligencia y propaganda cubano.

Publicado
2019-06-01
Sección
Artículos